Punto y como

¿Y quiénes son las personas con diabetes?


La diabetes es una enfermedad omnipresente en el discurso de medios de comunicación así como en el de las autoridades sanitarias. En el marco del Día Mundial de la Diabetes (14 de noviembre), nos preguntamos desde una perspectiva sociológica: ¿quién es el paciente con diabetes? ¿Es aquella persona pasiva, ignorante, con un estilo de vida “desordenado” que lo obligó a desarrollar la enfermedad? ¿Es aquel paciente empoderado por las informaciones, términos y formas de tratamientos a tal grado que su discurso se transforma en el de un cuasiespecialista? ¿Es aquella persona que tiene que “sufrir” su enfermedad? La respuesta no es simple, ya que la movilización de discursos de instituciones de poder va moldeando cómo es y cómo se percibe al paciente con diabetes en sociedad.


Antes de analizar cómo se construye la identidad de la persona que padece diabetes, o sea, cómo se le atribuyen socialmente características que aparentemente los definen, debemos señalar que estas percepciones están dadas de manera social. A partir de un conocimiento científico de la enfermedad, sabemos que existen diferentes tipos de diabetes, cuáles son los criterios para diagnosticarla, cuántas personas la padecen, cuántos casos nuevos existen, quiénes son más propensos a padecerla, etcétera. Hasta aquí el discurso que otorga la identidad de persona con diabetes a una persona se basa en discursos de autoridades sanitarias, apoyados en un conocimiento científico.


Luego están los discursos masificados y movilizados principalmente por medios de comunicación y por instancias de divulgación. En la realidad, estos dos tipos de discursos tienden a fundirse en uno solo; empero, existen ciertas atribuciones sociales que se le dan a la identidad del diabético. Por ejemplo, en un estudio hecho en Canadá, se encontró que el discurso movilizado para la divulgación de los temas científicos cuenta con las siguientes características:


-Tiende a ser apocalíptico: en el discurso mediático, la diabetes es una epidemia mundial; por lo tanto, el diabético (porque en la identidad atribuida socialmente, eso es, diabético, no persona con diabetes) es un ciudadano mundial víctima de una tendencia con un futuro poco prometedor.


-Tiende a poner atención sobre las determinantes sociales de la salud: en el discurso mediático, se pone el acento sobre las condiciones de pobreza y poco acceso a servicios de salud de calidad.


-Tiende a poner énfasis en algunos aspectos del discurso científico, como los factores alimentarios y de estilo de vida. Sé del discurso que existe otro tipo de diabetes que podría ser causada por cuestiones genéticas o por factores externos como rubeola, etcétera.


Además de todas las características anteriores, el discurso médico–científico se caracteriza porque reconoce, sin embargo, que el paciente no es un sujeto pasivo que se deja tratar por los médicos, las farmacéuticas o los sistemas de salud, cada vez más en el discurso médico se va reconociendo que el paciente, además de ser diabético, es papá, esposo, esposa, trabajador, empleado, ciudadano con obligaciones , con disrupciones y contradicciones hacia el manejo de su enfermedad que tienen que ver con toda una concepción del mundo y con una filosofía de vida (y por qué no, de muerte). Es en esta medida en la que al paciente se le deja de catalogar sólo como eso, como “paciente”, para ser persona, no un número epidemiológico más, ni un caso particular más para infundir miedo a las demás personas por medio de su ejemplo. En la medida en la que consideremos más a la persona que vive en sociedad, y menos al sujeto X que representa un número más con complicaciones de vida que pretenden servir de ejemplo para infundir miedo por medio de estrategias de comunicación del riesgo mal logradas, empezaremos a dar pasos firmes en el tratamiento integral y prevención.

@Lillie_ML
Publicado originalmente en El Economista

#Diabetes #enfermedadescrónicodegenerativas #determinantessocialesdelasalud #salud #nutrición #estilodevida #alimentación

POSTS RECIENTES
BUSCAR POR TAGS
No hay tags aún.
ARCHIVO